srgb

A través de mi canal de YouTube me llega la siguiente pregunta:

Hola, no cuento con mucho presupuesto y mi pregunta es: ¿Invierto en un monitor que llegue a un 100% sRGB, 100% Adobe RGB, un calibrador de monitor (como el que recomiendas en tu video) o mejor agarro mi mac con mi pantonera? Tengo duda, ya que he leído muchos artículos y la verdad que hasta el día de hoy no se exactamente que es lo que ayuda mejor con el trabajo del color, porque por ahí me dijeron que al final no importa ninguno de esos factores, que lo que importa es si la imprenta usa calibración buena (es decir que la imprenta-impresora este bien calibrada). Espero puedas ayudarme con mis dudas. Gracias.

Respuesta después de la imagen:

Svöðufoss

Svöðufoss [Sony A7 II (Amazon, eBay) con Canon 70-200 f4 IS L (Amazon, eBay). Foto sacada a ISO100, f11, 0,6 segundos de tiempo de exposición. Trípode y disparador remoto utilizado]. © David García Pérez 2017.

Todos los factores importan. Es muy importante que el plotter que usen donde imprimas las fotos tenga un perfil de color correcto para el papel que se emplee. Pero aún así, si tú en tu foto ves un color naranja, cuando realmente en el archivo de la foto va un color rojo. En la imprenta más perfecta del mundo se va a imprimir un color rojo… lo que tenga el archivo, no lo que tu veas en tu monitor.

En cuanto al monitor. Depende lo que tengas. Si es un portátil Mac, las pantallas de portátil son bastante limitadas, así que a lo mejor te convendría mirar un monitor. De lo más económico que conozco que funciona bien (no lo he probado nunca, pero por lo que he leído) es el Benq SW2700. Si tienes uno de los últimos iMac. La verdad es que ahora montan un panel que da el 100% de sRGB y, aunque no llegan al del Adobe RGB, no se deben quedar muy lejos.

En ambas situaciones, si que te recomendaría que te recomendaría que pillaras un calibrador como el X-Rite iDisplay Port. Incluso si al final sigues solamente con una pantalla de portátil.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterEmail this to someone

Víctor me pregunta a través de los comentarios de este blog la siguiente cuestión sobre espacio de color de monitores:

Hola, tengo una duda que por más que leo no consigo esclarecer. Hace poco cambié de monitor, un Dell u2515h, que reproduce el 100% del espacio sRGB, me recomendaron ajustar el editor de imágenes a ese espacio de color y no a adobeRGB, ya que los colores no se representarían correctamente, pero leyendo artículos como el tuyo, unos cuantos van ya, siempre recomendáis trabajar con adobeRGB, imagino que dais por hecho que el monitor representa ese espacio de color.

Hayas nevadas en el Montseny

Árboles nevados en el Montseny [Sony A7 II con Canon 70-200f4 IS L. Foto sacada a ISO100, f13 y 1/13 de segundo de tiempo de exposición. Trípode y disparador remoto utilizado]. © David García Pérez 2016.

Para puntualizar, recomiendo ProPhoto RGB en Photoshop para edición de imágenes. En Lightroom no te deja escoger, usan Melissa RGB te guste o no te guste. En el artículo que recomiendo el Adobe RGB hace referencia a la configuración en la cámara, con el objetivo de que el histograma que muestre la cámara en la pantalla tenga la mayor información, pero después el RAW en sí, no tiene un espacio de color asociado. Sencillamente tiene cantidades de Rojo, Verde y Azul por pixel de la imagen.

Volvamos al tema que preguntas, Lightroom usa un espacio color llamado Melissa RGB (propietario de Adobe), que es más grande que el Adobe RGB, y ya no hablemos que el sRGB. Photoshop yo siempre lo configuro para usar ProPhoto RGB. ¿Por qué usan estos espacios de color tan grandes? Por qué cuando estás editando imágenes, los cálculos intermedios de como quedaría un color cuando cambiamos exposición, contraste, etc… son mucho más precisos y dan a lugar a una tonalidad de color mucho más grande en el resultado final (por eso me refiero por suavidad en las transiciones de color), aunque después lo exportemos como sRGB…

Estos programas son inteligentes, saben que monitor tienes, y para mostrarte en pantalla la imagen que tiene más información de color que la que tú monitor puede mostrar, hacen una conversión al vuelo, de forma óptima para que los resultados se vean perfectos. Es más, si has calibrado tú monitor, probablemente tú monitor esté mostrando más que el 100% del sRGB y menos que el Adobe RGB.

Después al exportar la imagen, si la vas a colocar en la web, es importante exportarla usando un espacio de color sRGB, dado que la mayor parte de la gente la verá en programas que no tienen ni en cuenta el espacio de color de la imagen (asumirán que es sRGB) y no sabrán como mostrar esos colores. Esto incluye los navegadores web.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterEmail this to someone

Vamos a ser sinceros, últimamente me dedico más a hacer vídeos que escribir artículos en este blog. Solamente las historias sobre como hago una imagen, que me motiva bastante escribirlas, es las únicas historias que os estoy contando por aquí. Por eso he pensado que tal vez publicar las preguntas que me hace la gente por privado, pueda ser lectura interesante a todo el mundo que se pasa por aquí. Ya me diréis si os gusta o no.

Fuerte oleaje en SAguia

Fuerte oleaje en S’Aguia [Sony A7 II con Canon 17-40f4 L. Foto sacada a ISO100, f11, 2 de segundos de tiempo de exposición. Trípode y disparador remoto utilizado]. © David García Pérez 2017.

Vamos empezar con un par de preguntas que me hizo José Santiago esta semana, su correo empezaba así:

Buenas noches David:

Tengo dos dudas y es sobre los siguientes temas. Generalmente las cámaras digitales de formato completo en 35 mm generan los archivos RAW en distintos tipos según los fabricantes. Supongamos que la cámara con la que trabajo genera los RAW en el formato de Adobe DNG. Si cuando configuro la cámara lo hago para trabajar en RAW me podrías indicar cual es el espacio de color con el que la cámara genera los archivos, es decir Adobe sRGB o Adobe RGB.

No tienen espacio de color los ficheros DNG o los RAW de cualquier formato propietario de cualquier cámara. La configuración que tienes en las cámaras de sRGB o Adobe RGB es para la previsualización en JPEG que genera la cámara. Para cuando te muestra la foto en la pantalla o la ves en el ordenador fuera de programas como Lightroom, Capture One o Adobe Camara RAW (entre otros). Dicho esto, considero que es conveniente configurar la cámara en Adobe RGB, aquí explico por qué: ¿En qué espacio de color configuro mi cámara: sRGB, Adobe RGB ó ProPhoto RGB?.

Entonces, ¿Qué es lo que tiene un fichero RAW?. Un fichero RAW habitualmente lo que tiene es información de cuanta luz cayó en un pixel de la imagen de un color dado en rojo, verde o azul (en el 99% de las cámaras, cada pixel solamente recibe un tipo de luz: roja, verde o azul en una estructura similar a un patrón de bayer. Esta información es lineal. Cuando después Lightroom abre la imagen, primero tiene que hacer lo que se llama demosaicing, y a partir de ahí le aplica un espacio de color con su correspondiente curva de gamma (en Lightroom se usa lo que se denomina Melisa RGB, que es mucho más amplio que Adobe RGB o ProPhoto RGB) -estos detalles se me pueden escapar un poco, estaba pensando hacer un vídeo sobre el tema para aclararme yo más que otra cosa :).

La segunda duda que tengo es: ¿Qué diferencia hay en la profundidad de campo cuando se hace una fotografía de paisaje utilizando un objetivo angular como puede ser 35MM f1,2 y el equivalente en cámara de formato medio? Si las dos fotos están tiradas a un diafragma intermedio como puede ser 5,6 o f8 y su equivalente en formato medio lo mismo. Cual de las dos tendría mas profundidad de campo y por tanto mas nitidez en el fondo si fotografiáramos ese paisaje.

Muchas gracias por todo

No tengo ahora los números en la cabeza, pero si lo que hacemos es mantener el sujeto con el mismo tamaño en la composición en nuestra pantalla (esto es clave), para misma focal y misma apertura, la cámara de medio formato, por tener un sensor más grande, tendrá menos profundidad de campo que la de 35 mm.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterEmail this to someone

Sí trabajamos con Lightroom en algunas ocasiones (o muchas ocasiones, dependiendo de cada uno) exportaremos nuestras fotos a Adobe Photoshop para continuar con su edición. En este momento es importante que dicha exportación la hagamos con la mayor información posible, dado que después no habrá vuelta atrás (bueno, si seleccionamos “Abrir como objeto inteligente en Photoshop…” la cosa cambia un poco, pero eso ya es otra historia).

Anochece en Cala de la Roca del Paller

Anochece en la Cala de la Roca del Paller [Canon 5D Mark II con Canon EF 17-40 F4L. Toma sacada a IS0100, f11 y 5,6 seg. Trípode y disparador remoto utilizado]. © David García Pérez 2014.

Lightroom, a diferencia de Photoshop, no nos dejará tocar nada de manejo de color para la edición de las fotos dentro de él (si exceptuamos soft-proofing a la hora de imprimir). Lightroom usa su espacio de color propietario dentro de él, una variante de ProPhoto RGB (este espacio de color no tiene nombre, pero alguna gente lo llama Melissa RGB a sugerencia de una empleada de Adobe (llamada Melissa) que indicó que hasta el momento no había ningún espacio de color con nombre de mujer).

Cuando exportamos una imagen en Lightroom a una tercera herramienta como puede ser Adobe Photoshop, Lightroom convierte la imagen a uno de los siguientes espacios de color: sRGB, Adobe RGB ó ProPhoto RGB y en un formato de fichero específico. Podemos configurar esto a través del menú de Preferencias de Lightroom, para ello en Windows tenemos que ir al menú: Editar > Preferencias y, en OS X, a través del menú: Lightroom > Preferencias.

Control de ajustes de color de Lightroom

Dentro del panel de Preferencias seleccionamos el subpanel de Edición Externa, ahí nos aparecen dos opciones para el ajuste de color a la hora de usar editores externos. Una personalizada para la versión de Photoshop que tengamos en nuestro ordenador y otras que podremos configurar para los demás editores (que puede que también sean otras versiones anteriores de Photoshop).

Para mandar imágenes a Photoshop, ya sea a través de Editar en > Adobe Photoshop… o las más especializadas como: Editar en > Abrir como objeto inteligente en Photoshop…, Editar en > Combinar en panorama en Photoshop…, Editar en > Combinar para HDR Pro en Photoshop… y Editar en > Abrir como capas en Photoshop…, Lightroom convertirá la imagen a alguna de las opciones que selecciones aquí. En cuanto al espacio de color se nos ofrecen, como ya indiqué antes, tres posibilidades: sRGB, Adobe RGB, ProPhoto RGB. La decisión es simple, poner ProPhoto RGB y nunca lo toquéis. ProPhoto RGB ofrece la mayor gama de colores, mucho más amplio que Adobe RGB y ya no hablemos de sRGB. Los RAW de las cámaras modernas de hoy en día (siempre que escriba esto, por favor, chequear la fecha de cuando está escrito) generan colores más allá de Adobe RGB, y no queremos perder esa información cuando pasamos la imagen Photoshop.

Por el mismo motivo de no perder información, debemos seleccionar como profundidad de color 16bit. Eso nos dará la mayor calidad posible a la hora de abrir las imágenes en Photoshop y así las ediciones que hagamos allí sufrirán (hay que tener en cuenta que muchos de los cambios que se realizan en Photoshop degradan la imagen, al contrario que la edición en RAW, donde hacer muchos o pocos cambios en el revelado no degradan más o menos la imagen).

Para los editores externos adicionales, esto ya dependerá de la aplicación a donde exportemos. Probablemente la gran mayoría soporten ProPhoto RGB, pero mejor consultar la documentación de la misma, es más dañino que la aplicación externa malinterprete la información de color que abrirla directamente en ella en Adobe RGB o sRGB.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterEmail this to someone

Cuando un amigo te pide que le escribas un artículo en el blog sobre un tema concreto de fotografía no le vas a decir que no (sí, sí, vale, sé que me queda pendiente el tema de soft proofing/pruebas de impresión, pero necesito tenerlo yo muy claro antes de publicarlo aquí). Artículo que me lleva a otra de esas preguntas típicas que se hacen la gente que empieza en fotografía digital, ¿En qué espacio de color configuro mi cámara? ¿Qué es eso del espacio del color para empezar?

O sol desaparece no Roncudo

O sol desaparece no Roncudo. [Cámara: Canon 5D Mark II. Lente: Canon 70-200f4L IS USM. Filtro: Polarizador Heliopan. Exposición: ISO100, f14 y 1,3 seg. Toma sacada con trípode, disparador remoto, y espejo levantado.] © David García Pérez 2012.

La respuesta corta a la primera pregunta sería la siguiente: sí tu cámara permite ProPhoto RGB (habitualmente solamente las cámaras de gama alta), pues escogemos este, sino, escogemos Adobe RGB. sRGB para temas de captura casi nos podemos olvidar de que existe (ojo, temas de captura, vuelve a cobrar mucha importancia para exportar imágenes en JPEG para ser mostradas en web).

Más en detalle, para esos habidos de conocimiento. Los ordenadores, cámaras, máquinas, etc… representan el color a través de lo que se denomina técnicamente como espacios de color. Una forma típica de representar dicho espacio es a través de sus valores RGB (red (rojo), green (verde), y blue (azul)). Sin entrar en detalle de como es y como funciona dicha representación numérica, decir que ciertos fabricantes han decidido crear su representación particular basada en la representación de color RGB.

sRGB nació como espacio de color reducido (small RGB, aunque alguna gente traduce la “s” como shit RGB) adecuado para representar el color en pantallas de tubo. Dado a que la representación del color es más pequeña que el espacio normal RGB es casi el estándar para representar imágenes en color en la web.

Adobe RGB fue creado por Adobe en el año 1998 como espacio de color que era capaz de representar la gran gama de colores de las mejores impresoras de la época. Un espacio de color capaz de representar muchos más colores que el sRGB y que se convirtió a principios de los 2000 como un estándar de facto para trabajar en temas relacionados con las artes gráficas.

Pero la tecnología avanza, las impresoras fotográficas son cada vez capaces de mostrar más y más colores, las cámaras de capturarlos, etc… Adobe RGB ideal para artes gráficas mostraba deficiencias en temas de fotografía. Aquí es donde nace ProPhoto RGB de la mano de Kodak. Mucho más extenso que los espacios de color anteriores (es más, creo que hasta la fecha no hay ningún monitor capaz de mostrar toda su gama, aunque se aproximan), es ideal para trabajos fotográficos. Hay que tener en cuenta que mientras ajustamos nuestras imágenes, cuanto más extenso sea el espacio de color, menos riesgo de posterización correremos.

Pero podemos ignorar en gran parte todo lo anterior si disparamos en RAW. Un fichero RAW no tiene ningún espacio de color asignado, contiene toda la información que ha podido capturar el sensor de la cámara, independientemente de como esta estuviese configurada. Al momento en que importamos nuestras fotos en nuestro revelador RAW favorito y este haga un proceso de demosaicing, será el momento que el revelador RAW le aplique a la imagen una representación de color en el espacio de color que tenga configurado o este use internamente (esto da para otro articulo).

Espera un momento, ¿pero no dije yo en el segundo párrafo de este artículo que lo mejor era configurar la cámara ProPhoto RGB si era posible o en Adobe RGB en su defecto? Sí, dije eso. El motivo principal es que cuando nuestra cámara nos enseña la captura en pantalla o el histograma de la misma, dicha representación es hecha a través de una representación JPEG a partir del fichero RAW que la cámara genera al momento. Si queremos que dicha representación sea lo más fiel posible a lo que pudo capturar el sensor, tendremos que configurar nuestra cámara en el espacio de color más amplio posible (realmente a parte de juzgar composición y histograma, se debería ignorar el resto de lo que nos muestra la cámara en pantalla).

Eso sí, si no disparamos en RAW, y disparamos únicamente en JPEG, obviamente la configuración de este parámetro pasa a ser crucial.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterEmail this to someone

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies